¿Economía Naranja? ¿Cómo me la puedo comer?

Por: Carlos Andrés Beltrán Gómez

Desde hace un tiempo, y en especial desde nuestro último periodo de elecciones presidenciales se ha venido escuchando mucho el término “economía naranja”, pero, así como ha sonado ha dejado dudas sobre qué es exactamente, y sobre todo cómo se puede participar de ella.

Definiciones hay muchas, sobre todo al tomar en cuenta que la economía naranja es otra forma de llamar a la economía creativa, según la UNESCO son “las industrias que combinan la creación, la producción y la comercialización de contenidos creativos que sean intangibles y de naturaleza cultural.”, y según la OMPI son “las que se encuentran protegidas por derechos de autor”; Pero la forma más resumida y con la que mejor comprendí el termino fue: Economía Naranja es convertir nuestra cultura o nuestro talento en dinero, tan claro como eso.

Es por esto, que servicios como la arquitectura, la recreación, el desarrollo de software y bienes como las obras de teatro, las artesanías y los diseños gráficos; son parte de esa economía ya que se basan en el talento de una persona o un grupo de estas. Pertenecer a industrias de este tipo tiene varias ventajas, por un lado es muy usual que requiera menos inversión inicial de recursos, por lo que se vuelve una oportunidad de emprendimiento de fácil acceso, muchas de las actividades se pueden hacer contando solo con un celular como es el caso del contenido en video tipo youtuber o con un computador, como en el caso del desarrollo de software.

Así mismo, la existencia de Internet hace que el contenido u obras creadas puedan llegar rápidamente a nivel internacional, si vendes zapatos y te compran en Estados Unidos tienes que correr con la logística y tiempos de envíos, pero si haces contenidos en este idioma puedes llegar inmediatamente a dicho mercado. Si eres un emprendedor y te quieres “comer” esta naranja, estos son algunos pasos que puedes seguir:

Identifica cuál es tu talento, podría ser el dibujo, el desarrollo de software o quizás seas muy bueno tocando un instrumento, luego,  es recomendable que busques personas que te complementen, en general emprender es mas fácil si no estás solo, posteriormente, identifica el factor que te va a hacer innovador, esto hace que tus posibilidades de triunfar sean más grandes, no tienes que crear algo completamente nuevo, puedes por ejemplo mezclar tipos de música, o quizás estilos de dibujo, una vez tengas todo esto busca apoyo externo, finalmente, debes estar atento ya que en este momento hay muchas instituciones como el SENA, el Ministerio TIC, de Cultura, entre otros que te pueden ayudar a estructurar, impulsar e incluso dar los recursos necesarios para iniciar tu proyecto. Un lugar que recomiendo para iniciar es el portal https://economianaranja.gov.co/ el cual fue renovado hace pocos días y que tiene información actualizada y fresca para que tú también puedas participar de esta economía y te puedas comer esta deliciosa y jugosa naranja.

Sobre Carlos Andrés Beltrán: Ingeniero de sistemas de la Universidad del Quindío y MBA de la EAFIT, emprendedor creador de las empresas EtherealGF y Flipwit y cofundador de la empresa Kamio. Pertenece a la organización JCI desde septiembre de 2005, desempeñando diversos cargos en su organización local JCI Quindío y actualmente Vicepresidente Nacional de la JCI Colombia. En su rol de emprendedor ha pertenecido a diferentes espacios como ParqueSoft o la red de lideres naranja donde ayuda a replicar el contenido y la importancia de la economía creativa.

Descargo de responsabilidad:

Todo el contenido incluido en el presente sitio se destina únicamente a fines informativos, salvo indicación en contrario, el material es objeto de derechos de propiedad intelectual e industrial, y su reproducción o adaptación está sujeta a autorización (véase derechos de autor y autorizaciones). La JCI Bogotá intenta asegurar, pero no puede garantizar y no garantiza, la exactitud, accesibilidad, integridad y oportunidad de la información disponible en su sitio web. La organización puede modificar el contenido en cualquier momento y sin previo aviso. La responsabilidad de las opiniones expresadas en artículos, publicaciones, estudios y otras contribuciones recae únicamente en sus autores, y su publicación en este sitio web no implica que la JCI Bogotá apruebe las opiniones que en ellos se expresan. El hecho de que se citen nombres de empresas o de productos y procesos comerciales no constituye una aprobación por parte de la JCI Bogotá, y la falta de mención de una empresa, producto o proceso comercial no debe entenderse como una señal de desaprobación. Los hiperenlaces, servicios o herramientas en línea para acceder a otros sitios web se proporcionan únicamente por comodidad y no implican responsabilidad ni aprobación, por parte de la JCI Bogotá, de la información que aparece en esos sitios. La JCI Bogotá no garantiza la fiabilidad de servicios de terceros que puedan utilizarse en línea. La JCI Bogotá no será responsable de los daños ocasionados en relación con la utilización de este sitio web. Rogamos que no se use de manera indebida.

Héroes sin capa Podcast JCI Bogotá
Copy link
Powered by Social Snap